¡Qué calor!

Escrito el martes, 7 de julio de 2015 a las 5:32 am

Aguaaaaaaa!

El Chupinazo de 2015 será recordado por el calor y la ikurriña. El calor porque ayer se llegó en Pamplona a los 36 grados, convirtiendo la ciudad en un horno, sobre todo en todos los actos multidtudinarios como el Chupinazo, el Riau-Riau no oficial, la corrida de toros… No era un “caloret faller” era un calorico muy rico.

Trabajar en estas condiciones es complicado. Creo que no he bebido más líquido en mi vida. Más de 4 litros ingerí ayer, y nada parecía suficiente. Las peticiones de agua desde la calle después del Chupinazo se conviertieron casi en una súplica incesante. Y la sombra se buscaba como un refugio casi obligatorio. Ayer oí comentar que había sido uno de los 6 de julio más calurosos de… no se si del siglo, pero de los 22 año que llevo haciendo fotos ya os digo que sí.

El Chupinazo discurrió con cierta normalidad en la Plaza Consistorial donde, como os comenté, Javier Aranegui Huarte, del Orfeón Pamplonés, y Chantal Estrada Arteta en representación de la desaparecida peña La Veleta tiraron el cohete al alimón. La Plaza Consistorial abarrotada como siempre, lo mismo que otras ubicaciones desde donde se sigue el inicio de la Fiesta a través de pantallas gigantes como en la Plaza del Castillo, Paseo Sarasate, Plaza de los Fueros o Parque de Antoniutti. Ver toda la Plaza del Castillo convertida en un mar rojo me sigue poniendo la piel de gallina y los pelos de punta.

Chupinazo Plaza del Castillo

El Chupinazo de 2015 también será recordado por ser el primero en lanzarse en un Ayuntamiento en el que ondeaba la ikurriña (la bandera de Euskadi, para los despistados), junto con el resto de enseñas oficiales: la de Pamplona, la de Navarra, la española y la europea. Así lo dispuso el nuevo alcalde de Pamplona, Joseba Asirón, de EH Bildu. Poco más voy a comentar aquí. A mí personalmente no me gusta, por lo que evidentemente esto representa. Por otro lado, que por supuesto respeto la decisión de una corporación que viene avalada por las recientes elecciones. Así que… eso.

Y por lo demás que esto no ha hecho más que empezar. En cuanto a fotos no se me ha dado mal, y hoy sale en el Diario de Navarra una foto mía a 10 columnas (doble plana) con la foto de la Plaza del Castillo que veis un poco más arriba. Casi perfecta gracias a un increíble objetivo que me ha prestado Canon España (muchas gracias)

Comenta si te apetece